Internet está saturado de información, lo que muchas veces provoca que nuestras decisiones se vean contaminadas con ese “ruido” excesivo de publicaciones que nada tienen que ver con nuestros intereses y que recibimos diariamente al navegar por sitios y redes sociales. Por su parte, los usuarios o potenciales clientes están exigiendo lo contrario: contenido relevante y personalizado.

Precisamente, es consecuencia de ese ruido que los usuarios se han ido agrupando naturalmente en entornos segmentados según sus intereses. Y a su vez, esta división, ha provocando un cambio en la forma que las empresas se comunican con su audiencia.

Hoy los usuarios exigen una propuesta diseñada especialmente para ellos, personalizada según sus características y a sus necesidades. Entonces, el desafío para las marcas está en cómo generar contenido relevante para sus potenciales clientes y además aumentar el engagement y la interacción con la empresa.

[bctt tweet=”Hoy los usuarios exigen una propuesta personalizada según sus características y necesidades”]

Cómo destacar entre tanto ruido y enamorar a los usuarios

Una marca que enamora es capaz de hacer que la gente hable de ella de forma natural, que la recomienden y que sean ellos mismos los que busquen activamente sus contenidos, productos o servicios.

Generalmente un cliente contento, vuelve. Por lo tanto, la clave para las marcas, está en ofrecer contenidos relevantes en el momento oportuno para conectar y conocer mejor a su público.

  • Contenido: información que busca atraer, influir e informar a los usuarios.
  • Relevante: que sea de interés, valor y utilidad para ellos.
  • Oportuno: que cuando suceda sea el momento para producir el efecto deseado.

Si la marca no entrega contenido relevante de manera oportuna es probable que sólo irrumpa (ruido) en la vida de los usuarios, perdiendo terreno versus aquellas que sí logran cautivar el corazón de su audiencia y que abarcan materias que realmente les interesan (ocio, cultura, calidad de vida, medio ambiente, etc.), más allá de lo estrictamente comercial.

Cómo llegamos a conocer tanto a los usuarios

Para generar contenidos personalizados y oportunos hay que conocer muy bien a los usuarios; sus gustos, costumbres, su entorno social, familiar, académico, profesional, qué sitios web visita regularmente, para qué utiliza las redes sociales, en qué horarios, etc.

[bctt tweet=”Una marca que enamora es capaz de hacer que la gente hable de ella de forma natural”]

Luego de recabar toda la información posible seremos capaces de entender las necesidades y de predecir los intereses y comportamientos de los usuarios, generando una oferta personalizada y dirigida, dejando de emitir “ruido” innecesario para esa audiencia determinada.

Este nuevo usuario, que demanda contenido relevante, no busca “el mejor producto” sino “el mejor producto para ellos”. Y el resultado es que ahora las empresas deben poner a trabajar la creatividad en función de su estrategia de marketing de contenidos, para llamar la atención de los usuarios y para diferenciarse de otras marcas. Sin duda uno de los desafíos más importantes para este 2016.

[mailmunch-form id=”241307″]